lunes, 3 de noviembre de 2008

la mujer de arena



Dnx la comenzó a descubrir a partir de un par de perfectas y firmes tetas. Yk entendió que bajo la arena nos esperaba el resto de ella, así que comenzaron a buscarla.


No tenía nombre, ni pasado. Emergía con su presente aferrado a la arena. Nos quedamos mirándola para entender en los detalles qué hacía ella ahí.



Se aferró a su condición de musa entre mortales que no quiere dejar su hogar y nosotros tuvimos que respetar aquellos anhelos espirituales y puros.
La sentimos particularmente cercana a nosotros.


Le pedimos tres deseos en esta vida.
En silencio hicimos nuestras peticiones.


Yk me dijo que el eco del mar y las energías de la divina naturaleza me estaban librando de la sombra que me persiguió en los últimos días.
Pensé que podría tener que ver con La Mujer de Arena el haber caminado tanto, el haber llegado hasta ahí y finalmente encontrarla.
La dejamos en paz y nos fuimos a casa.


Curiosamente la cinta de Bonfim que tenía hace un tiempo atada en la muñeca se rompió esa tarde sin causa aparente.

No sé por qué pero me siento distinto.


Me pregunto si ella alguna vez existió.



...

21 comentarios:

Winnie dijo...

No quiero ser yo quien te diga, que no existe la mujer perfecta... jejeje... Bonita entrada, directa y sumisa... Te sigo...

Elmo Nofeo dijo...

Ella se irá con el viento,
lentamente con las horas
como quien no desea dejar recuerdos,
ella no es mujer para uno,
ella es de todos y para todos
y a todos quiere entregarle algo de su cuerpo.

mari dijo...

pfffff
opino que sí,
es decir afirmativo, los cartecianismos no me van
y como me gusta tu pluma polisemica haré un parallax:

existió
ella existió
ella existió porque sí
ella existió porque sí quería.

Anónimo dijo...

la playa es puerto fiel?

iDoccs dijo...

Pues si, solo que no como te lo imaginas, como te lo imaginabas...

Aveces es menos de lo que parecía, otras veces es infinitamente superior a lo que proyectaba.

Los cambios son eso justamente: cambios. Pueden tardar pero cuando suceden lo hacen rapido y sin dejar espacio para pasados.

Saludos... Espero haber comprendido y si no... bueno, al menos pasar por aqui nunca ha sido aburrido y creo que nunca lo será.

iziar leugers dijo...

espero que se te cumplan los 3 deseos, no por que lo diga la mujer arena sino porque... ya toca!

Ki dijo...

"No sé por qué pero me siento distinto.
Me pregunto si ella alguna vez existió."

Me gusto el final de tu post, y te pongo una frase que tengo en mi blog q me trajo a colación tu historia

“Cuando alguien necesita algo con mucha urgencia y lo encuentra, no es la casualidad la que se lo proporciona, sino el mismo... el propio deseo y la propia necesidad conducen a ello”

Suerte con la musa de arena y los proyectos venideros...

Someone exactly like you. dijo...

Distinto...para mejor o peor?

POW dijo...

Yo una vez también encontre una mujer de arena. La proteji de las olas y ahora es la madre de mi hija. Lo grande que tiene, es que es moldeable y capaz de adaptarse a todo. por eso consigue aguantar a tal canalla como yo. ;)

Un abrazo

KARMILA dijo...

Wow que lindo¡¡ en verdad que me transporte en ese momento.

Muy buen post¡

Besos¡¡

elena dijo...

bonita escultura!
me encanto el final de esta historia

saludos!

Fiore dijo...

Pero alguna vez existió y eso importa

bso!

peregrino dijo...

Finalmente todos somos de arena.

Nos leemos.

Café (con tostadas) dijo...

Me gustaron las fotos, me gustó el paisaje, me gustó la frase de la cinta en tu muñeca...

Me gustó este post!

naco dijo...

WOW... SIN PALABRAS!!!!

SUPONGO QUE ES UN ANUNCIO DE ALGO BUENO PARA TI, ACOMODATE QUE LOS DESEOS EMPEZARAN A DESFILAR.

EXCELENTE POST!!!

SALUDOS.

Cys dijo...

Que firmeza. Ni con push ups.

Meg dijo...

Muy bonita, aunque perfectas no somos sin embargo bonita escultura.



Saludos

Daphne dijo...

qué paja quedó ahhhh!!!

y sus tetas son REALMENTE firmes.
por qué yo no voy a la playa en invierno?

***N!nf@*** dijo...

ohhh un entierrro algo pre colombino... vestigios. mar playa...

reflejosdelsur dijo...

Las hay de arena, de nubes, de montañas y de sueños. Lo más dificil es volverlas realidad y entender que se van con el mar, con el viento y con cada despertar...
Lo díficil no es encontrarlas es saberlas retener en el corazón y en la memoria.

Recordé a un amigo que descubría sirenas de arena en una isla llamada Bolaños.

Un abrazo,

RDS

RAÚL dijo...

parece disgustada, por su desenterramiento, con esas uñas clavadas a su arena, relieve exento, no exento de miedos. pero no tiene qué temer, el mar lo arregla todo, tarde o temprano.